Cómo llevar a cabo una demanda por impago de alquiler

Cuando se cuenta con un inquilino que ha dejado de pagar sus rentas de alquiler, existen varias opciones a nuestra disposición. Una de ellas es la demanda por impago de alquiler. Por ello, en este artículo queremos explicar los pasos a seguir para finalizar este proceso con éxito.

Los pasos a seguir para realizar una demanda por impago de alquiler

✔️ En el caso de que un inquilino ya haya abandonado la vivienda, la opción más inteligente es iniciar un proceso de reclamación de las rentas o los suministros impagados.

✔️ En cambio, si sigue en la vivienda, se pueden reclamar tanto las rentas, como el desahucio. Incluyendo esta última opción se ejercerá más presión, ya que el arrendatario podría pagar para evitar quedarse en la calle.

✔️ En cualquiera de las dos situaciones, la legislación concede varias opciones. Por un lado, la celebración de un juicio verbal, o bien un proceso monitorio, si se ha ido de tu vivienda, pero sabes dónde vive.

✔️ Para ello, se requerirá de un abogado y de un procurador, independientemente del importe de la deuda. El inquilino tendrá el derecho de oponerse a la demanda presentada en el juzgado en un plazo de 10 días.

✔️ Una vez notificada la sentencia, se puede necesitar la interposición de una nueva demanda para poder embargar los bienes de tu inquilino, en caso de que sea necesario.

✔️ El proceso monitorio, por su parte, es mucho más rápido y se inicia mandando un burofax a tu inquilino reclamándole la deuda. Una vez presentada la demanda, el juzgado ya puede iniciar el embargo de los bienes.

Recupera las deudas impagadas

Como conclusión, ponerse en manos de abogados especialistas en demanda por impago de alquiler es una de las mejores opciones a nuestra disposición. En Kaiss Abogados contamos con un equipo totalmente especializado. Ponte en contacto con nosotros y solicita tu primera asesoría.

Sin comentarios

Añadir un comentario